11,2% de déficit público y 20% de desempleo

Esas son las cifras que resumen toda la situación actual de la economía española.

Otra vez: un 11,2% de déficit público y un 20% de tasa de desempleo.

Como se ha llegado a ellas es más difícil de concretar pero sabemos que la burbuja inmobiliaria y las subprime son dos buenas razones.

Después del tremendo giro de acontecimientos que ocurrieron la pasada semana las medidas a tomar han tenido que ser de emergencia y los recortes no se han hecho esperar. No sabemos si con estos recortes se acertará para que el daño a la economía sea el mínimo posible. Ahora con los compromisos que se han adquirido frente a la zona euro no hay margen de maniobra y hay que recortar de manera drástica.

A continuación pongo un poco las medidas que se van a poner a partir de ahora para reducir 5.000 millones de euros adicionales este año y otros 10.000 millones más en el 2011. reduciendo de este modo el déficit público:

  1. recorte medio de los sueldos de funcionarios en un 5%. Eso supone que los que más cobran tendrán un recorte mayor para que la media salga de un 5%.
  2. recorte de los sueldos del ejecutivo en un 15%.
  3. congelación de los sueldos de los funcionarios en el 2011.
  4. congelación de las pensiones en el 2011 (se excluyen las no contributivas y las mínimas)
  5. eliminación de la ayuda para la natalidad (el conocido “cheque bebé” que eran 2.500 euros) a partir de principios de 2011.
  6. recorte en gasto farmaceútico (haciendo que los envases de los medicamentos sean acordes a los tratamientos y suministrando las dosis exactas como ocurre en otros países)
  7. reducción de la inversión pública en más de 6.000 millones de euros entre 2010 y 2011.
  8. reducción de la ayuda oficial al desarrollo en alrededor de 600 millones de euros entre 2010 y 2011.

Sólo queda esperar que con estas decisiones se enderece definitivamente la situación y entremos en una etapa más tranquila y controlada para salir de la crisis lo antes posible.

Influencia de las agencias de calificación

Es un tema manido por las veces que lo hemos tocado pero en los últimos tiempos y especialmente en estos últimos días cualquier afirmación con fuente en las agencias de calificación supone una revolución en los mercados económicos mundiales.

A España los rumores de posibles rebajas de calificación de la deuda soberana no le están beneficiando en nada y están creando un clima de desconfianza muy grave para la economía. Lo que es muy importante es que estas agencias ya están hace tiempo en el punto de mira de todos los reguladores como principales responsables del origen de la crisis económica que venimos arrastrando desde 2008.

Cuando tenían que haber sido realmente rigurosas a la hora de valorar los complejos productos financieros que se estaban comercializando antes del estallido de la crisis no lo fueron en absoluto. Clamorosas son las calificaciones que concedían a los paquetes de hipotecas subprime, de muy dudosa calidad. Todos estos paquetes tenían la mejor calificación posible lo que hacía que el resto de actores invirtiesen sin ninguna duda en dichos productos.

Ya hemos dicho que al ser jueces y parte en sus calificaciones están siempre a conflictos de intereses. Si un banco viene para que le califiquen una emisión de bonos y no le dan buena nota, probablemente esos bonos no se venderán y la comisión que el banco le pagará será muy pequeña. Si por el contrario les dan una calificación excepcional sus comisiones se multiplicarán como la espuma.

Después de muchas discusiones en las últimas reuniones de jefes del G-20 en las que se pusieron como objetivo conseguir que estas agencias de calificación tuviesen un mayor control, vemos que la realidad es completamente otra.

Las valoraciones emitidas por las agencias, con o sin fundamento, son capaces de crear un cataclismo bursátil y económico que se lleva por delante no sólo una gran empresa sino probablemente también un país. En mi opinión no se puede permitir esto y si se permite es que no hemos aprendido nada.

Otra cosa que está clara es que por mucho que nos quejemos no podemos ignorar que las cosas son como son y lo que hay que hacer es demostrar que estas valoraciones no tienen ningún fundamento, si es que no lo tienen.

Crisis inmobiliaria española en 2009 (I)

¿Cómo evolucionará la crisis inmobiliaria española en 2009?

Es esta una pregunta que se hace ahora mismo todo el mundo. Es motivo de conversación en el ascensor, en la máquina de café, en el autobús. Y también en el consejo de ministros. Esta pregunta encierra otras más:

  • ¿Quebrará algún banco o caja arrastrado por su exposición a la crisis inmobiliaria?.
  • ¿Hasta dónde bajarán los pisos (si es que bajan)?
  • ¿Seguirá aumentando el desempleo y la morosidad?

Hay que tener muy claro que la crisis inmobiliaria española está directamente relacionada con la crisis de las hipotecas subprime que estalló en Estados Unidos. Aquella crisis sirvió de detonante para que el descomunal volumen de negocio centrado en el desarrollo inmobiliario en España haya entrado en una profunda crisis. Además la crisis de las subprime ha desencadenando una crisis financiera a nivel mundial que ha empeorado las cosas aún más.

Las razones para ello son muchas y a toro pasado parecen muy claras. A continuación pongo sólo las que para mi han tenido mayor importancia:

  • volumen de viviendas construidas por encima de la demanda real existente. La demanda se mantenía sólo como vehículo de especulación.
  • precios de las viviendas sin relación con el precio real del bien. No creo que haya nadie capaz de demostrar que construir una vivienda de 90 m2. vale 50 millones de las antiguas pesetas.
  • gran parte de la economía girando alrededor del sector inmobiliario (empresas de construcción, empresas sumistradoras de bienes relacionados con la construcción, bancos, agencias inmobiliarias, el propio gobierno a través de los impuestos, etc).

Pero una crisis inmobiliaria no es la primera vez que ocurre, la más sonada de este tipo fue la que ocurrió en Japón a finales de los años 80.

Con la intención de averiguar cómo evoluciona una crisis de este tipo  –y ver qué nos espera en 2009– me he puesto a leer sobre la crisis inmobiliaria de Japón para intentar establecer paralelismos y la verdad es que se encuentran muchas cosas idénticas y si la evolución que se nos viene encima es la misma las perspectivas no son nada halagüeñas.

El documento (pdf) que más me ha impresionado es un estudio realizado a posteriori por una organización de análisis de las relaciones económicas entre Asia y América. Merece la pena leerlo. En él aparecen desglosados los factores que llevaron a la crisis y las decisiones que tomó el gobierno japonés para aliviar la crisis.

Factores Desencadenantes de la crisis.

  1. Exceso de dinero procedente de las exportaciones en un entorno económico muy favorable.
  2. Inversión de este dinero en compra de terrenos y desarrollos inmobiliarios. Se entra en un ciclo en el que los precios del bien inmobiliario suben sin fin, sin que a nadie le parezca extraño (un distrito de Tokio valía más que todo Canadá). Los precios de las empresas en la bolsa suben a la par promoviendo mayor inversión inmobiliaria. Como me suena esto.
  3. En un momento dado para frenar la inflación el gobierno japonés sube el precio del dinero y poco a poco se va fraguando el pinchazo de la burbuja. A diferencia de lo ocurrido en España en Japón el frenazo fue lento, ocurrió en un par de años (1988-1990). Pero el daño iba a ser de muy larga duración.

Ya nos va sonando. Pues lo mejor está por venir con las consecuencias, las medidas tomadas y los resultados de las mismas.

Os recuerdo que estamos hablando –por paralelismo– de la crisis inmobiliaria de Japón fraguada entre 1984 y 1989. Japón, era en ese momento la segunda potencia económica mundial. El punto de inflexión se produjo en 1989 y a finales de 2006 todavía no se había dado por recuperada.

Para no alargarlo continuamos en la siguiente anotación.

Juegos de palabras

Hoy estaba leyendo por ahí cosas sin mucho que ver con los ahorros y me he encontrado con este vídeo. Me ha parecido genial y desternillante, además de muy instructivo. Es una recreación muy buena y con el típico ácido humor inglés (las caras que pone el entrevistador son buenísimas) de lo que nos vino a contar la crisis de la caja de San Quirico.

A disfrutarlo.

He puesto el título así porque como dicen en el vídeo todo depende de como llames a las cosas para que den una impresión u otra. Y muchas veces las ofertas de los bancos ponen unos nombres a sus productos que parecen venidos de otra galaxia. Pero, no hay que dejarse engañar.



Via AL1040

A regañadientes

Al final parece que en USA van a llegar al tan traido y llevado acuerdo sobre la compra de los activos dañados en la crisis financiera que se desató con las hipotecas subprime. Finalmente pondrán los 700.000 millones de dolares de dinero público para hacer las compras, pero como comentábamos el otro día no pasaría mucho antes de que la gente reaccionase.

Y parece que no paran de llegar las reacciones:

  • no con mi dinero,
  • los responsables deben pagar por sus excesos,
  • ¿y quién nos ayuda a nosotros?, etc,

y la mayoría son como era de preveer contrarias a este gasto de dinero público.

Desde luego el coste económico y político de este rescate va a ser muy alto y si al final resulta ser insuficiente o no sale como se está vendiendo puede acabar con mucha de la influencia económica de los americanos.

Más malas noticias desde la banca

No puedo por menos que comentar un poco la debacle que se ha producido hoy en todas las bolsas, desde las asiáticas, pasando por las europeas y terminando por las americanas.

La quiebra de la entidad americana Lehman Brothers (considerado el cuarto banco en importancia en USA, que no es cualquier banco) ha puesto en marcha todas las alarmas referentes a la salud del sistema financiero. Esta salud preocupa principalmente en Estados Unidos que es donde se están sucediendo todos los descalabros más importantes:

  1. hoy el Bank of America ha comprado otra entidad financiera de campanillas: Merril Lynch,
  2. la pasada semana la Reserva Federal tuvo que rescatar las dos entidades hipotecarias que mayor volumen de hipotecas gestionan Fannie Mae y Freddie Mac,
  3. el rescate de Bearn Stearns (quinto banco de USA) por parte de JP Morgan con ayuda de la Reserva Federal.

Pero como ya lo he comentado otras veces, lo que ocurre en USA suele ir con adelanto con respecto a Europa. Y como en las hipotecas subprime el impacto de la quiebra de Lehman Brothers puede provocar que otras entidades de este lado del Atlántico se vean afectadas. Bien por tener valores respaldados por Lehman Brothers que hayan perdido gran parte de su valor, bien porque el sistema financiero endurezca aún más sus condiciones.

Lo que está de nuevo claro es que los bancos no son ni un pelo de tontos (aunque a veces les puede la avaricia). Cuando, como actualmente ocurre, están desconfiando todos de todos es porque hay algo por detrás que no funciona nada bien (como estamos viendo ahora) y ninguno quiere quedarse pillado por culpa de otro.

Como medida de emergencia (y sólo ocurre cuando las cosas se ponen realmente mal) el BCE ha tenido que poner 30.000 millones de euros de liquidez en el mercado para que los bancos puedan tirar de ellos.

Esperemos que la cosa amaine pero desde luego no pinta nada bien.

La caja de San Quirico

Esta mañana he recibido un correo con un documento que explica brevemente y de manera muy didáctica el funcionamiento de los entresijos de la crisis de las hipotecas subprime y cómo todos los bancos se han visto afectados por la misma por muy lejos del origen que estuviesen. Señala además que el alcance real todavía no está completamente visto porque no se sabe con certeza que activos están contaminados y en qué grado.

El artículo parece realizado por Anceco aunque no había oído nunca antes de esta asociación, en cualquier caso a pesar de ser un poco más largo de lo habitual me ha parecido interesante ponerlo aquí. He tenido que modificar el formato de algunas partes para que se lea más fácilmente pero el texto es integro el del documento.


CRISIS FINANCIERA 2007 – 2008

La historia es la siguiente:

1. Durante años, los tipos de interés vigentes en los mercados financieros internacionales han sido excepcionalmente bajos.

2. Esto ha hecho que los bancos hayan visto que el negocio se les hacía más pequeño:

a. Daban préstamos a un bajo interés.
b. Pagaban algo por los depósitos de los clientes (cero si el depósito está en cuenta corriente y, si además, cobran comisión de mantenimiento, pagaban “menos algo”).
c. Pero, con todo, el Margen de Intermediación (“a” menos “b”) decrecía.

3. A alguien, entonces, en los Estados Unidos, se le ocurrió que los bancos tenían que hacer dos cosas:

a. Dar préstamos más arriesgados por los que podrían cobrar más intereses.
b. Compensar el bajo margen aumentando el número de operaciones (1000 x poco es más que 100 x poco).

4. En cuanto a lo primero (créditos más arriesgados), decidieron:

a. Ofrecer hipotecas a un tipo de clientes, los “ninja” (no income, no job, no assets; o sea, personas sin ingresos fijos, sin empleo fijo, sin propiedades).
b. Cobrarles más intereses, porque había más riesgo.
c. Aprovechar el boom inmobiliario que había en el mercado norteamericano.
d. Además, llenos de entusiasmo, decidieron conceder créditos hipotecarios por un valor superior al valor de la casa que compraba el ninja, porque, con el citado boom inmobiliario, esa casa, en pocos meses, valdría más que la cantidad dada en préstamo.
e. A este tipo de hipotecas, les llamaron “hipotecas subprime”:

i. Se llaman “hipotecas prime” las que tienen poco riesgo de impago. En una escala de clasificación entre 300 y 850 puntos, las hipotecas prime están valoradas entre 850 puntos las mejores y 620 las menos buenas.
ii. Se llaman “hipotecas subprime” las que tienen más riesgo de impago y están valoradas entre 620 las menos buenas y 300, las malas.

f. Además, como la economía americana iba muy bien, el deudor hoy insolvente podría encontrar trabajo y pagar la deuda sin problemas.
g. Este planteamiento fue bien durante algunos años. En esos años, los ninja iban pagando los plazos de la hipoteca y, como les habían dado más dinero del que valía su casa, se habían comprado un coche, habían hecho reformas en la casa y se habían ido de vacaciones con la familia. Todo ello, seguramente, a plazos, con el dinero de más que habían cobrado y, en algún caso, con lo que les pagaban en algún empleo o chapuza que habían conseguido.

5. 1er. comentario: creo que, hasta aquí, todo está muy claro y también está claro que cualquier persona con sentido común, aunque no sea un especialista financiero, puede pensar que, si algo falla, el batacazo puede ser importante.

6. En cuanto a lo segundo (aumento del número de operaciones):

a. Como los Bancos iban dando muchos préstamos hipotecarios, se les acababa el dinero. La solución fue muy fácil: acudir a Bancos extranjeros para que les prestasen dinero, porque para algo está la globalización. Con ello, el dinero que yo, hoy por la mañana, he ingresado en la Oficina Central de la Caja de Ahorros de San Quirico de Safaja puede estar esa misma tarde en Illinois, porque allí hay un Banco al que mi Caja de Ahorros le ha prestado mi dinero para que se lo preste a un ninja. Por supuesto, el de Illinois no sabe que el dinero le llega desde mi pueblo, y yo no sé que mi dinero, depositado en una entidad seria como es mi Caja de Ahorros, empieza a estar en un cierto riesgo. Tampoco lo sabe el Director de la Oficina de mi Caja, que sabe —y presume— de que trabaja en una Institución seria. Tampoco lo sabe el Presidente de la Caja de Ahorros, que sólo sabe que tiene invertida una parte del dinero de sus inversores en un Banco importante de Estados Unidos.

7. 2º comentario: la globalización tiene sus ventajas, pero también sus inconvenientes, y sus peligros. La gente de San Quirico no sabe que está corriendo un riesgo en Estados Unidos y cuando empieza a leer que allí se dan hipotecas subprime, piensa: “¡Qué locuras hacen estos americanos!”.

8. Además, resulta que existen las “Normas de Basilea”, que exigen a los Bancos de todo el mundo que tengan un Capital mínimo en relación con sus Activos. Simplificando mucho, el Balance del Banco de Illinois es:

ACTIVO: Dinero en Caja + Créditos concedidos = Total X millones
PASIVO: Dinero que le han prestado otros Bancos + Capital + Reservas = Total X millones

Las Normas de Basilea exigen que el Capital de ese Banco no sea inferior a un determinado porcentaje del Activo. Entonces, si el Banco está pidiendo dinero a otros Bancos y dando muchos créditos, el porcentaje de Capital sobre el Activo de ese Banco baja y no cumple con las citadas Normas de Basilea.

9. Hay que inventar algo nuevo. Y eso nuevo se llama Titulización: el Banco de Illinois “empaqueta” las hipotecas prime y subprime en paquetes que se llaman MBS (Mortgage Backed Securities, o sea, Obligaciones garantizadas por hipotecas). O sea, donde antes tenia 1.000 hipotecas “sueltas”, dentro de la Cuenta “Créditos concedidos”, ahora tiene 10 paquetes de 100 hipotecas cada uno, en los que hay de todo, bueno (prime) y malo (subprime), como en la viña del Señor.

10. El Banco de Illinois va y vende rápidamente esos 10 paquetes:

a. ¿Dónde va el dinero que obtiene por esos paquetes? Va al Activo, a la Cuenta de “Dinero en Caja”, que aumenta, disminuyendo por el mismo importe la Cuenta “Créditos concedidos”, con lo cual la proporción Capital/Créditos concedidos mejora y también se ajusta a las Normas de Basilea.
b. ¿Quién compra esos paquetes y, además, los compra rápidamente para que el Banco de Illnois “limpie” su Balance de forma inmediata? ¡Muy buena pregunta! El Banco de Illinois crea unas entidades filiales, los conduits, que no son Sociedades, sino trusts o fondos, y que, por ello no tienen obligación de consolidar sus Balances con los del Banco matriz. Es decir, de repente, aparecen en el mercado dos tipos de entidades:

i. El Banco de Illinois, con la cara limpia
ii. El Chicago Trust Corporation (o el nombre que le queráis poner),con el siguiente Balance:

ACTIVO: Los 10 paquetes de hipotecas
PASIVO: Capital: lo que ha pagado por esos paquetes

11. 3er. comentario: Si cualquier persona que trabaja en la Caja de Ahorros de San Quirico, desde el Presidente al Director de la Oficina supiera algo de esto, se buscaría rápidamente otro empleo. Mientras tanto, todos hablan en Expansión de sus inversiones internacionales, de las que no tienen la más mínima idea.

12. ¿Cómo se financian los conduits? En otras palabras, ¿de dónde sacan dinero para comprar al Banco de Illinois los paquetes de hipotecas? De varios sitios:

a. Mediante créditos de otros Bancos (4º Comentario: La bola sigue haciéndose más grande).
b. Contratando los servicios de Bancos de Inversión que pueden vender esos MBS a Fondos de Inversión, Sociedades de Capital Riesgo, Aseguradoras, Financieras, Sociedades patrimoniales de una familia, etc. (5º Comentario: fijaos que el peligro se nos va acercando, no a España, sino a nuestra familia, porque puede darse que, animado por el Director de la oficina de San Quirico, meta mi dinero en un Fondo de Inversión)
c. Lo que pasa es que, para ser “financieramente correctos”, los conduits o MBS tenían que ser bien calificados por las agencias de rating, que dan calificaciones en función de la solvencia. Estas calificaciones dicen: “a esta empresa, a este Estado, a esta organización se le puede prestar dinero sin riesgo”, o “tengan cuidado con estos otros porque se arriesga usted a que no le paguen”.
d. Significado del vocablo “Rating”:

RATING. Calificación crediticia de una Compañía o una Institución, hecha por una agencia especializada. En España, la agencia líder en este campo es Fitch Ratings. Los niveles son:
AAA, el máximo
AA
A
BBB
BB
Otros, pero son muy malos.
En general: Un Banco o Caja grande suele tener un rating de AA. Un Banco o Caja mediano, un rating de A.

e. Las Agencias de rating otorgaban estas calificaciones o les daban otros nombres más sofisticados, pero que al final dicen lo mismo. Llamaban: Investment grade a los MBS que representaban hipotecas prime, o sea, las de menos riesgo (serían las AAA, AA y A); Mezzanine, a las intermedias (supongo que las BBB y quizá las BB); Equity a las malas, de alto riesgo, o sea, a las subprime, que, en este tinglado, son las protagonistas.
f. Los Bancos de Inversión colocaban fácilmente las mejores (investment grade), a inversores conservadores, y a intereses bajos.
g. Otros gestores de Fondos, Sociedades de Capital Riesgo, etc, más agresivos.pretendían obtener, a toda costa, rentabilidades más altas, entre otras razones porque esos señores cobran el bonus de final de año en función de la rentabilidad obtenida.
h. Problema: ¿Cómo vender MBS de los malos a estos últimos gestores sin que se note excesivamente que están incurriendo en riesgos excesivos?
i. 6º Comentario: La cosa se complica y, por supuesto, los de la Caja de Ahorros de San Quirico siguen haciendo declaraciones en ‘Expansión’ felices y contentos, hablando de la buena marcha de la economía y de la Obra Social que están haciendo.
j. Algunos Bancos de Inversión lograron,de las Agencias de Rating una recalificación (un re-rating, palabro que no existe, pero que sirve para entendernos).
k. El re-rating es un invento para subir el rating de los MBS malos, que consiste en:

i. Estructurarlos en tramos, a los que les llaman trances, ordenando, de mayor a menor, la probabilidad de un impago, y con el compromiso de priorizar el pago a los menos malos. Es decir:

1. Yo compro un paquete de MBS, en el que me dicen que los tres primeros MBS son relativamente buenos, los tres segundos, muy regulares y los tres terceros, francamente malos. Esto quiere decir que he estructurado el paquete de MBS en tres tranches el relativamente bueno, el muy regular y el muy malo.

2. Me comprometo a que si no paga nadie del tranche muy malo (o como dicen estos señores, si en el tramo malo incurro en default), pero cobro algo del tranche muy regular y bastante del relativamente bueno, todo irá a pagar las hipotecas del tranche relativamente bueno, con lo que, automáticamente, este tranche podrá ser calificado de AAA.

3. (7º Comentario: En los “Comentarios de Coyuntura Económica, de Enero 2008, llaman a esto “magia financiera”).

ii. Para acabar de liar a los de San Quirico, estos MBS ordenados en tranches fueron rebautizados como CDO (Collateralized Debt Obligations, Obligaciones de Deuda Colateralizada), como se les podía haber dado otro nombre exótico.
iii. No contentos con lo anterior, los magos financieros crearon otro producto importante: los CDS (Credit Default Swaps) En este caso, el adquirente, el que compraba los CDO, asumía un riesgo de impago por los CDO que compraba, cobrando más intereses. O sea, compraba el CDO y decía: “si falla, pierdo el dinero. Si no falla, cobro más intereses”.
iv. Siguiendo con los inventos, se creó otro instrumento, el Synthetic CDO, que no he conseguido entender, pero que daba una rentabilidad sorprendentemente elevada.
v. Más aún: los que compraban los Synthetic CDO podían comprarlos mediante créditos bancarios muy baratos. El diferencial entre estos intereses muy baratos y los altos rendimientos del Synthetic hacía extraordinariamente rentable la operación.

13. Al llegar aquí y confiando en que no os hayáis perdido demasiado, quiero recordar una cosa que es posible que se os haya olvidado, dada la complejidad de las operaciones descritas: que todo está basado en que los ninjas pagarán sus hipotecas y que el mercado inmobiliario
norteamericano seguirá subiendo.

14. PERO…:

a. A principios de 2007, los precios de las viviendas norteamericanas se desplomaron.
b. Muchos de los ninjas se dieron cuenta de que estaban pagando por su casa más de lo que ahora valía y decidieron (o no pudieron) seguir pagando sus hipotecas.
c. Automáticamente, nadie quiso comprar MBS, CDO, CDS, Synthetic CDO y los que ya los tenían no pudieron venderlos.
d. Todo el montaje se fue hundiendo y un día, el Director de la Oficina de San Quirico llamó a un vecino para decirle que bueno, que aquel dinero se había esfumado, o, en el mejor de los casos, había perdido un 60 % de su valor.
e. 8º Comentario: Vete ahora a explicar al vecino de San Quirico lo de los ninjas, el Bank de Illinois y el Chicago Trust Corporation. No se le puede explicar por varias razones: la más importante, porque nadie sabe dónde está ese dinero. Y al decir nadie, quiero decir NADIE.
f. Pero las cosas van más allá. Porque nadie —ni ellos— sabe la porquería que tienen los Bancos en los paquetes de hipotecas que compraron, y como nadie lo sabe, los Bancos empiezan a no fiarse unos de otros.
g. Como no se fían, cuando necesitan dinero y van al MERCADO INTERBANCARIO, que es donde los Bancos se prestan dinero unos a otros, o no se lo prestan o se lo prestan caro. El interés a que se prestan dinero los Bancos en el Interbancario es el Euribor (Europe Interbank Offered Rate, o sea, Tasa de Interés ofrecida en el mercado interbancario en Europa), tasa que el EURIBOR A 3 MESES ha ido subiendo
h. Por tanto, los Bancos ahora no tienen dinero. Consecuencias:

i. No dan créditos.
ii. No dan hipotecas, con lo que los Astroc, Renta Corporación, Colonial, etc., lo empiezan a pasar mal, MUY MAL. Y los accionistas que compraron acciones de esas empresas, ven que las cotizaciones de esas Sociedades van cayendo vertiginosamente.
iii. El Euribor a 12 meses, que es el índice de referencia de las hipotecas, ha ido subiendo, lo que hace que el español medio, que tiene su hipoteca, empieza a sudar para pagar las cuotas mensuales.

iv. Como los Bancos no tienen dinero:

1. Venden sus participaciones en empresas.
2. Venden sus edificios.
3. Hacen campañas para que metamos dinero, ofreciéndonos mejores condiciones.

v. Como la gente empieza a sentirse apretada por el pago de la hipoteca, va menos a El Corte Inglés.
vi. Como El Corte Inglés lo nota, compra menos al fabricante de calcetines de Mataró, que tampoco sabía que existían los ninja.
vii. El fabricante de calcetines piensa que, como vende menos calcetines, le empieza a sobrar personal y despide a unos cuantos.
viii. Y esto se refleja en el índice de paro, fundamentalmente en Mataró, donde la gente empieza a comprar menos en las tiendas.

15. El vocablo “Crisis 2007- 2008” es muy serio, pero puede inducir a error pensando que la crisis se va a acabar en 2008. Ahora viene otra pregunta: ¿Hasta cuándo va a durar esto?.

16. Pues muy buena pregunta, también muy difícil de contestar, por varias razones:

a. Porque se sigue sin conocer la dimensión del problema (las cifras varían de 100.000 a 500.000 millones de dólares).
b. Porque no se sabe quiénes son los afectados. No se sabe si mi Banco, el de toda la vida, Banco serio y con tradición en la zona, tiene mucha porquería en el Activo. Lo malo es que mi Banco tampoco lo sabe.
c. Cuando, en América, las hipotecas no pagadas por los ninja se vayan ejecutando, o sea, los Bancos puedan vender las casas hipotecadas por el precio que sea, algo valdrán los MBS, CDO, CDS y hasta los Synthetic.
d. Mientras tanto, nadie se fía de nadie.

17. 9º Comentario:

a. Alguien ha calificado este asunto como “la gran estafa”.
b. Otros han dicho que el Crack del 29, comparado con esto, es un juego de niñas en el patio de recreo de un convento de monjas.
c. Bastantes, quizá muchos, se han enriquecido con los bonus que han ido cobrando. Ahora, se quedarán sin empleo, pero tendrán el bonus guardado en algún lugar, quizá en un armario blindado, que es posible que sea donde esté más seguro y protegido de otras innovaciones financieras que se le pueden ocurrir a alguien.
d. Las autoridades financieras tienen una gran responsabilidad sobre lo que ha ocurrido.Las Normas de Basilea, teóricamente diseñadas para controlar el sistema, han estimulado la TITULIZACIÓN hasta extremos capaces de oscurecer y complicar enormemente los mercados a los que se pretendía proteger.
e. Los Consejos de Administración de las entidades financieras involucradas en este gran fiasco, tienen una gran responsabilidad, porque no se han enterado de nada. Y ahí incluyo el Consejo de Administración de la Caja de Ahorros de San Quirico.
f. Algunas agencias de rating han sido incompetentes o no independientes respecto a sus clientes, lo cual es muy serio.

18. Fin de la historia (por ahora): los principales Bancos Centrales (el Banco Central Europeo, la Reserva Federal norteamericana) han ido inyectando liquidez monetaria para que los Bancos puedan tener dinero.

19. Hay expertos que dicen que sí que hay dinero, pero que lo que no hay es confianza. O sea, que la crisis de liquidez es una auténtica crisis de no fiarse del prójimo.

20. Mientras tanto, los FONDOS SOBERANOS, o sea, los Fondos de inversión creados por Estados con recursos procedentes del superávit en sus cuentas, (procedentes principalmente del petróleo y del gas) como los Fondos de los Emiratos Arabes, países asiáticos, Rusia, etc., están comprando participaciones importantes en Bancos americanos para sacarles del atasco en que se han metido y a la vez ir haciéndose con ellos.