Las hipotecas en Estados Unidos (I)

Como decía el otro día me he propuesto echar un vistazo al funcionamiento de las hipotecas en algunos países lo suficientemente representativos. El primero al que le he dedicado algo de tiempo es a Estados Unidos por su importancia global, también por lo diferente que es todo su sistema frente al que estamos acostumbrados. No es tampoco fácil generalizar para un país tan grande donde cada estado tiene sus particularidades pero intentaremos sacar una idea general.

Es importante decir que en Estados Unidos existe una tradición por la vivienda en propiedad muy similar a la de España. La vivienda se considera una inversión y un símbolo de estabilidad económica. El gobierno americano ha facilitado siempre el acceso al dinero para la adquisición de vivienda.

En primer lugar allí el concepto de banco es mucho más amplio que en España y hay muchas formas de ello:

  • Dentro de los “bancos” hay algunos que se han especializado en la concesión de hipotecas, son los llamados mortgage banks (bancos hipotecarios podríamos llamarlos, hay muchísimos) su único negocio es el de conceder hipotecas, no tienen depósitos, los fondos para las hipotecas los obtienen vendiendo las hipotecas en el mercado secundario de hipotecas (aquí los compradores son otras entidades como Fannie Mae y Freddie Mac, fondos de inversión, bancos centrales, etc).
  • Además de los bancos hipotecarios están las Saving and Loan associations, son el siguiente paso a los bancos hipotecarios, en este caso sí que obtienen los fondos para las hipotecas a través de la captación de depósitos.
  • A continuación tenemos las credit unions que son cooperativas privadas que tienen depósitos de los socios y con estos conceden hipotecas. Tienen una implantación bastante fuerte por sus buenas condiciones (no están orientadas al negocio).
  • Finalmente en este resumen somero colocaríamos los commercial banks que son lo que aquí llamaríamos bancos de toda la vida,  su negocio principal no son las hipotecas pero también las negocian.

En los últimos años se ha extendido la figura del intermediario hipotecario (mortgage brokers) que, al existir una gama tan amplia de oferta hipotecaria, centraliza la oferta hipotecaria existente y a veces consigue mejores condiciones para el cliente que si éste la solicita directamente al “banco”. Estos intermediarios hacen un trabajo de análisis de los clientes y asignan un tipo de calificación a los mismos. Una vez que han hecho esta calificación presentan ofertas de los auténticos prestadores. De estas operaciones se llevan un porcentaje y es de lo que viven, para las entidades hipotecarias suponen un ahorro muy importante de trabajo pues sustituyen prácticamente al departamento de riesgos y realizan una labor de marketing (agentes de ventas) muy importante. En los últimos tiempos el control de riesgos se había descuidado y el único afán de estos intermediarios (60% del mercado hipotecario bajo su control) era el de colocar el mayor número posible de hipotecas.

Continuará

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: