PIAS

En un principio eran los planes de pensiones los que acumulaban el mayor número de ingresos cuando se miraba hacia el futuro. La inversión en los planes de pensiones tenía (y tiene aunque ha perdido parte de su atractivo) una recompensa muy rápida pues permitía desgravar las aportaciones (hasta un límite) en la declaración del IRPF. Poco a poco se han ido modificando las condiciones de fiscalidad de los planes y hace algún tiempo que están encontrando una cierta competencia desde otro producto de inversión a largo plazo que son los llamados PIAS.

PIAS es la abreviatura de Plan Individual de Ahorro Sistemático.

Se creó en el IRPF del 2006 en la Disposición Adicional Tercera de la Ley 35/2006, de 28 de noviembre. A partir de ese momento se regula la existencia de los PIAS que son seguros de vida ahorro con unas condiciones especiales que fomentan el ahorro a largo plazo (mirando la jubilación) a través de beneficios fiscales.

Ventajas:

  • se trata de un seguro de vida ahorro pero muy flexible porque una vez contratado permite la modificación de las aportaciones según decida el tomador del seguro (en este caso por Ley es el mismo que el asegurado y que el beneficiario).
  • se puede aportar (aportaciones=primas) como máximo 8.000 euros anuales y como máximo 240.000 durante todo el período de duración del PIAS. Estas aportaciones se contabilizan independientemente de otras que se hayan hecho a planes de pensiones.
  • se puede rescatar en cualquier momento tanto total como parcialmente (muy a su favor frente a los planes de pensiones). Dependiendo de las condiciones esto conllevará a veces penalizaciones.
  • si se rescata en forma de renta vitalicia al cabo de más de 10 años desde la primera aportación todos los rendimientos generados durante la duración del PIAS estarán exentos de tributación. Si se rescata antes de los 10 años deberá tributarse por los rendimientos como capital mobiliario (al 18%). Además la renta recibida tiene reducciones fiscales dependiendo de la edad en el momento de la constitución de la misma, para ver los detalles mirar aquí (pdf).
  • en caso de fallecimiento al tratarse de un seguro existirá una contraprestación, según las condiciones de cada PIAS, que generalmente supondrá una cantidad adicional a la acumulada en el plan.
  • se puede cambiar de un PIAS a otro sin coste fiscal.
  • existen multitud de ofertas en el mercado que ofrecen muchas diferentes formas de inversión: más seguras (garantizados), menos seguras (cestas de fondos de inversión).

La desventaja principal es que a diferencia de los planes de pensiones no se puede reducir con la cuantia de las aportaciones la base imponible del IRPF, pero frente a todas las ventajas no parece muy importante.

Ejemplos: Uno, dos, tres, …

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: