SICAV

En los últimos años se viene oyendo cada vez más habitualmente la existencia de sociedades de inversión con una gestion dinámica y muy profesional con una fiscalidad beneficiosa. El problema de estas ventajas es que se hace necesaria una inversión muy alta (no al alcance de los pequeños ahorradores) para poder participar o promover estas sociedades.

Las siglas que más se repiten son las de SICAV (Sociedad de Inversión de Capital Variable). Según la definición del diccionario, por SICAV se entiende:

Son sociedades cuyo capital social es variable, por lo que puede ser ampliado o reducido, automáticamente, dentro de unos límites sin necesidad de acuerdo por parte de la junta general de accionistas (a diferencia de la sociedad anónima). Por tanto, en el caso de que alguien desee invertir o desinvertir y no encuentre contrapartida, la sociedad debe actuar vendiendo o comprando sus propias acciones en la Bolsa de Valores. Actualmente, tienen la opción de cotizar o no en bolsa. Estas sociedades pueden adoptar las modalidades de Sociedades de Inversión por compartimentos o Sociedades de Inversión libre.

Características importantes:

  • son sociedades anónimas. Muy importante diferenciar de un fondo de inversión.
  • su objetivo es la administración de un patrimonio a través de la compra/venta de activos financieros, principalmente acciones, intentando conseguir la mayor diversificación posible.
  • dentro de las instituciones de inversión colectiva tienen un tratamiento fiscal especial.
  • se caracterizan por una gestión dinámica y un riesgo alto para aprovechar al máximo las oportunidades del mercado.
  • muchas de estas sociedades son comercializadas por entidades nacionales pero están domiciliadas en el extranjero y en muchas ocasiones en paraisos fiscales (Suiza, Liechtenstein, …).
  • al tratarse de sociedades con un alto patrominio reciben muchas ventajas en las inversiones. Por ejemplo pueden acceder al mercado con la condición de inversores institucionales.

Como señalábamos más arriba es muy importante subrayar la diferencia que existe entre una SICAV y un fondo de inversión:

  1. Un fondo de inversión tiene partícipes, una SICAV tiene accionistas que controlan las decisiones de inversión.
  2. Cualquiera puede ser partícipe en un fondo de inversión, los accionistas de la SICAV son controlados por el consejo de administración de la sociedad.
  3. Un fondo de inversión tiene una gestión muy definida y poco variable, una SICAV debe tener una gestión muy dinámica, cambiando conforme varía el entorno económico.

Lo bueno de la SICAV es que recoge todas las ventajas de los fondos y se deshace de algunas de las desventajas de los mismos (rigidez de gestión).

Fiscalidad.

A las SICAV se les aplica el régimen fiscal especial del Impuesto de Sociedades para las Instituciones de Inversión Colectiva según regula la Ley 35/2003. Por tanto, en la condición de sociedad cotizada en bolsa, con este trato especial sólo tributan el 1% que es mucho mejor que el 18%. Para los accionistas la tributación se realiza en base a la variación patrimonial que se produzca, habitualmente en la compra/venta de acciones y en el cobro de dividendos.

Más información.

Ley 35/2003, de 4 de Noviembre, de Instituciones de Inversión Colectiva | Vuelven las SICAVs

Anuncios

Una respuesta

  1. Hola, he buscado un correo de contacto pero no lo he encontrado, seria posible me enviaras uno, el mio es:

    sergio.hernan99@gmail.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: